Dakar 2009: Orlando Terranova “Fue un milagro llegar al campamento”

Por Gerardo Gómez/MDZ

El piloto mendocino reconoció que fue su peor día en la competencia. Cuando estaba en los primeros puestos, quiso pasar a otras camionetas, pero su BMW sufrió un desperfecto como consecuencia de un fuerte impacto.

 

El argentino Orly Terranova, del equipo Personal X-Raid, tuvo varios problemas en la quinta etapa del Dakar 2009 que unió Neuquén con San Rafael, en Mendoza. Después de penar con la temperatura del motor de su BMW X3, tras chocar de frente en una cortada, se detuvo varias veces durante el día y perdió contacto con la punta. Luego de terminar 14° la jornada, se encuentra 11° en la general a 1h47m17s de su compañero Nasser Al-Attiyah.

“Fue una etapa en la que lo único que queríamos era llegar. Lo teníamos que hacer porque sino nos quedábamos sin Dakar. Fue un día muy malo. Veníamos bien hasta el kilómetro 311 y a partir de ahí se convirtió en un infierno. Íbamos en una caravana muy fuerte con dos Mitsubishi y dos Volkswagen. En un momento me abro para pasar a uno y me encuentro con una cortada de 90°. Pegamos de frente y con el golpe comenzaron a fallar algunas cosas de la temperatura”, contó Terranova a MDZ.

 

“Tuvimos que parar seis veces y hacer mucho trabajo de mecánica para poder llegar acá. Además, nos detuvimos en otras tres oportunidades para cambiar gomas. Donde más se nos complicó fue en las dunas, donde tuvimos que tener cuidado para que el motor no levante mucha temperatura. Los mecánicos me dijeron que haber llegado acá, con el auto en estas condiciones, es un verdadero milagro”, agregó el cuyano.

La etapa de hoy, que tuvo 763 kilómetros de los cuales 506 fueron de especial, fue extremadamente dura. Sobre todo cuando la caravana llegó a las dunas del Nihuil. El español Carlos Sainz (VW Touareg), que venía ganando, tuvo problemas con la dirección asistida y llegó a volcar. Esto fue aprovechado por Al-Attiyah, que se convirtió en el nuevo puntero pese a tener problemas de temperatura que lo obligaron a detenerse durante 15 minutos. Otro que tuvo una complicada jornada fue el francés Stephane Peterhansel (Mitsubishi Racing Lancer), varias veces ganador de esta prueba, que también volcó.

Muy caliente, Orly reconoció que esta fue su peor etapa desde que comenzó el Dakar, “y espero que se la última así. Llegar al campamento fue un milagro”. El piloto mendocino tuvo que resignar por este motivo cuatro lugares en la clasificación general, aunque aseguró que, en todo caso, fue el mal menor.

La sexta etapa unirá las localidades mendocinas de San Rafael con Mendoza. En total serán 625 kilómetros de los cuales 395 corresponderá a la prueba especial.

Fuente: Mdzol.com

 

Spread the love